8.10. Fauna y Ganadería.

España no piensa intervenir en fauna: Hay que elegir entre obligarla a cumplir la Decisión 341/2008/UE o quitar bovino. Al ganadero no se le permite intervenir en fauna y a la administración le supondía un coste político y económico tremendo para una enfermedad de poca trascendencia sanitaria.

LA COMPARTIMENTACIÓN O AISLAMIENTO DEL GANADO BOVINO DE OTRO CUALQUIERA Y DE LA FAUNA: UN IMPOSIBLE POR TRADICIÓN Y NORMATIVA EN ESPAÑA PERO REQUISITO NECESARIO POR LA OIE PARA MANTENER UN REBAÑO CON UN ESTATUS SANITARIO ESTABLE.

Por "Compartimento", entiende la OIE, "una subpoblación animal mantenida en una o varias explotaciones bajo un mismo sistema de gestión de la bioseguridad y con un estatus sanitario particular respecto de una enfermedad determinada o enfermedades determinadas contra la o las que se han aplicado las medidas de vigilancia, control y bioseguridad requeridas para el comercio internacional".

En España -según el tribunal de cuentas por una mala práctica ganadera- mantenemos el bovino en montanera con cerdo ibérico o rebaños de cabras u ovejas, especies más o menos controlables pero que junto con la fauna podrían actuar depósito de infección.

Yo estimo que España, que sabía ésto, debió tenerlo en cuenta al firmar el tratado de adhesión para no verse obligada ahora a tomar decisiones contra la ciencia, el sentido común  y el derecho histórico de los ganaderos a tener el ganado en el campo abierto.

LA UNIÓN EUROPEA PAGA Y EXIGE, PERO DE UNA FORMA MUY LIMITADA.

La Unión Europea que costea el programa en su mayor parte y como no podía ser de otro modo, dispone para salvaguardar sus intereses económicos y evitar un fraude a los ciudadanos que costean el programa con sus impuestos de un capítulo en la Decisión 341/2008/CE en el que se obliga a los Estados miembros beneficiarios a intervenir en vectores y reservorios de existir éstos. No lo busquen que no hallarán normativa española donde aparezca esta Decisión que obligaría a unos costes que España no está dispuesta a asumir.

Esta limitación al programa e erradicación de tuberculosis en España es conocida por VISAVET al menos desde 2003, pero hasta 2017 no se aprueba un PATUBES cargado de filosofía pero sin objetivos eficaces ni presupuesto.